¿Conoces estos beneficios del ajo?

El ajo tiene tantas propiedades que casi se podría considerar un medicamento. Es cierto que su sabor y olor es fuerte. Pero cuando conozcas estos beneficios del ajo querrás incorporarlo en todas tus recetas.

Las mil y una propiedades del ajo

Uno de los beneficios más conocidos del ajo es su capacidad vasodilatadora. Esto lo convierte en un alimento ideal para quienes tengan problemas circulatorios, ya que ayuda a mantener sanos y abiertos nuestros vasos sanguíneos.

El ajo es una gran fuente de antioxidantes que ayudan a prevenir el envejecimiento celular. Este alimento no solo cuida de nuestro cuerpo por fuera. También contribuye a prevenir enfermedades como el Alzheimer o la demencia.

Quienes quieran bajar su colesterol tienen en el ajo a un gran aliado. Y por si esto no fuera suficiente, el ajo también ayuda a rebajar la presión arterial.

Además, el ajo es uno de los mejores ingredientes naturales para combatir los resfriados. No hace milagros, pero tomando ajo a diario conseguirás que el catarro te dure un poco menos.

¿Cómo podemos tomar ajo a diario?

beneficios del ajo

El ajo es parte fundamental de la dieta mediterránea. Forma parte de casi todas las recetas en las que haya un sofrito sabroso. Puedes echarlo en guisos como carnes o patatas estofadas, legumbres o sopas de verduras.

En invierno, la mejor forma de tomarlo es en sopas de ajo. Pocos platos hay más sabrosos y reconfortantes cuando bajan las temperaturas. En verano, acuérdate de echar siempre un par de dientes de ajo en el gazpacho o el salmorejo. ¡Y no olvides el ajoblanco!

Y si te repite, apunta este truco. Escalda los dietes de ajo en agua hirviendo durante unos minutos antes de batirlo con el resto de ingredientes.

beneficios del ajo

También puedes usar ajo para saltear verduras, setas, gambas y otros mariscos, en pastas o arroces… o crudo y frotado sobre pan para desayunar.

Como ves, las posibilidades son casi infinitas. ¿A qué esperas para incorporar el ajo en tu dieta?